16 marzo 2008

Actualización de Windows (cambiar una ventana de aluminio 2)

Pues seguimos cambiando las ventanas de casa. En esta ocasión le ha tocado el turno a la del dormitorio 2. Parece que la experiencia se acusa y lo que en la ocasión anterior tomó unas 12 horas, en esta sólo ha tomado 5. No creo que se pueda reducir mucho más el tiempo porque hay cosas que no están en nuestras manos, como el secado del yeso y la espuma de poliuretano.

La ventana es del mismo tamaño que la del dormitorio principal, y aunque he tenido que picar más, los perfiles de la persiana enrasan por la parte del carril con el muro exterior, lo que aumenta la luz. Es como si la ventana hubiese sido hecha a medida para el hueco (Os recuerdo que son medidas estándar a intervalos de 10 cms en alto y ancho si son sin RPT y de 20 cms con RPT)

Sin más dila(ta)ción pasamos a las fotos. Esta vez me he centrado en algunos detalles que se agradecen a la hora de la colocación.

Detalles del muro. En este caso se trata de un aislamiento típico de aquí; muro exterior, hueco vacío y tabique de rasilla sencilla:

Detalle de una de las garzas antes de presentar y nivelar el marco. A los laterales del marco se adosan los perfiles de la persiana, y a éstos, las garzas, dos por cada lateral. Se dejan rectas hasta que la ventana se nivela, y luego se doblan con ayuda de un destornillador para que entren en el hueco del muro:

Detalle del nivelado. Esta fase es la más importante. Conviene tomar el nivel horizontal horizontal y vertical sobre el marco, y comprobar la escuadra. Iremos calzándolo con cascotillos o cuñas hasta que la medida sea correcta. La solidez del marco en estas ventanas es tal que no pierden la escuadra, pero conviene asegurarse. Si en un muro sin cámara nos pasamos de espuma, ésta puede hacer que el marco pierda la escuadra al expandirse, pero en este caso la cámara permite a la espuma expandirse todo lo que necesite (un problema menos):

Detalle de enrase:

A la hora de terminar la ventana, conviene utilizar una llana pequeña de plástico flexible para aplicar el yeso por la parte interior. Este tipo de ventanas no trae perfil de acabado, por lo que hay que enrasar el yeso con el marco, y este tipo de llanas (en mi caso la de marca Osaka de Leroy Merlín), permite subirse encima del marco y usarlo como guía sin rayarlo. El yeso que fragüe sobre el marco se quita con una balleta húmeda. También conviene pulverizar agua sobre el yeso para que fragüe despacio y no se nos raje.

Seguid atentos porque aún me queda una ventana, una balconera y la puerta de la cocina.

[EDITADO]
Ah, algo que olvidaba y que hay gente que me ha preguntado. Las herramientas que he usado son:
Sierra de calar con control de velocidad (Black & Decker KS400E) y hojas para madera, de diente grande para cortar el cajón de la antigua persiana, y metal, para cortar los perfiles de la persiana. La sierra no es determinante, pero la calidad de las hojas se nota a la hora de trabajar.
Taladro atornillador (Bosch PSR 14,4 LI-2, una maravilla, el nuevo miembro de la familia), para taladrar los agujeros de las garzas en los perfiles y unirlos entre sí.
Martillo americano (Stanley): Es todo de metal con el mango de goma; aunque para picar lo mejor es una maceta, pasé de comprarla.
Cortafríos (Bellota, muy bueno). Mejor que sea de calidad porque algunos de los cortafríos chinos que venden por ahí sueltan esquirlas al golpearlos. Cuidadito con esto.
Nivel de aluminio de 40 cms. (Olimpic). Heredado de mi padre. Bueno, bueno.
Escuadra corta (Acesa). También conviene que sea de calidad... algunas escuadras baratas no están a 90º.

2 comentarios:

Sonso dijo...

Esta vez me siento orgullosa!! No sólo ha puesto la ventana mucho más rápido, sino que también ha limpiado lo que ensució!!
Un olé por mi chico!!
Oleeee er tíiiiio!!

El Prenda dijo...

Ja ja ja ja... Juer, así da gusto.